El valor de decir “puta”

El pasado miércoles, en una asamblea/concentración de delegados y delegadas de UGT y CCOO Madrid. José Ricardo Martínez, Sec. General del sindicato fundado por Pablo Iglesias dijo, textualmente, refiriendose al gobernador del Banco de España, Miguel Ángel Fernández Ordóñez: “Por decencia, por vergüenza, si es que le queda algo, tiene que irse a su puta casa”

Y ahí está la clave: ha dicho PUTA

Todo lo demás da igual. Da igual que durante años no se les haya hecho caso a los sindicatos. Da igual que se les haya ignorado e insultado constantemente hasta conseguir en el imaginario colectivo que entre un sindicalista y un turista en Cuba, la única diferencia es el tono de la piel. Todo eso da igual…

Ha dicho PUTA, y todos los resortes mediáticos de la derecha más rancia han saltado a insultar, otra vez más, a los sindicalistas. Cuando esto se pase, cuando lleguen las negociaciones, los convenios colectivos, volverán a mandarles al puto olvido.

6 opiniones en “El valor de decir “puta””

  1. Pingback: Bitacoras.com
  2. Es que me encanta cómo lo dices. Magnífica entrada. Y lo peor es que la derecha sabe movilizarse mientras nosotros, desde la izquierda hemos perdido el rumbo, amigo.

  3. Diga la reacción escrita lo que quiera, en esta frase la palabra puta ni siquiera es un insulto, sino un superlativo que aumenta al calificativo y que además se trata de un uso de lo más acertado para la ocasión, a la par que muy español.

    Vamos, exactamente igual a cuando decimos que cierto tipo de prensa o de periodismo, como es el caso, es “una puta mierda”.

    Saludos, compañero.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *