La red social

Antes de nada decir que hoy, haciendo una excepción, lo aquí escrito no es mío. Ni siquiera lo comparto al 100% (más que nada porque no he visto aún la película). Se trata de algo que quería contar Noelia Seibane (amiga y Secretaria General de JSCL, por ese orden), así que si quieren comentar algo, que vaya dirigido a ella que (espero) lo leerá y contestará con gusto.

Antes de comenzar estudios sobre cualquier rama de las Ciencias Sociales, reflexiónalo detenidamente. Yo no lo hice y aquí me tienes, incapaz de ver una película tranquilamente, sin analizar el contexto cultural, los roles que desempeñan los personajes dentro de sus coordenadas sociales o la estructura social que deja ver, en lugar de disfrutar tranquilamente de una tarde de cine.

Ayer me acerqué a ver “La Red Social” y me sucedió lo mismo. En lugar de centrarme íntegramente en la trama me pasé la mayor parte de la película espantada por la imagen que se expresa sobre las mujeres universitarias norteamericanas. Siendo la ex novia del protagonista la única que sale bien parada, el resto van a la universidad a buscar un marido; nada de estudiar, se va a clase con la mínima ropa posible, siendo el uniforme de moda en Harvard la minifalda, los tacones y los escotes, aun a varios grados bajo cero. Además, no queda nada claro si las mujeres en dicha universidad superan pruebas académicas o concursos de misses. Su mayor anhelo es acudir a las fiestas de las hermandades, donde conocer al próximo Presidente de la Reserva Federal, con quien se casarán, con el beneplácito de papá, que para eso le paga la buena universidad a la niña. Ninguna aspira a obtener logros académicos; total, sólo se va a ejercer de esposa…

Siendo Estados Unidos uno de los países que comprobaron en primera persona la fuerza de los movimientos sociales, especialmente del movimiento por los derechos sociales y el feminismo de los 60 y 70, parece mentira comprobar que los círculos de poder norteamericanos sigan siendo el mismo aparato misógino, xenófobo y de reproducción de elites. Si la imagen de la película tiene algo de cierta, a las norteamericanas les quedan  muchos años de patriarcado: se coloca a alguna mujer en un puesto importante para lavar la cara al sistema, pero la realidad es que la mitad femenina de la población sigue teniendo reservado el papel subordinado.

Si alguien desea cambiar mi idea, quizás desde la experiencia, le estaré tremendamente agradecida. Me encantaría pensar que la gran potencia trata mejor a sus mujeres. Pero eso me va a costar creerlo, viniendo del país de las grandes desigualdades sociales y del renacer del conservadurismo más rancio, de mano de los sectores más ultras del Partido Republicano.

¡Ah! Y por lo demás, la peli está muy bien. Toda una clase de grandes egos y de derecho de propiedad intelectual.

4 Respuestas to “La red social

  • Yo aún no he visto la película, pero me pregunto hasta qué punto son realmente útiles todas estas redes sociales. Os invito a leer algo más sobre esta idea aquí:

    http://observadorsubjetivo.blogspot.com/2010/09/redes-sociales-utiles.html

  • Viví 9 meses en NYC y aunque es una ciudad que está en USA no representa a USA. Ya había visto a las irlandesas e inglesas en pleno invierno en minifalda, sin medias y con escotazo. En NYC las vi además con tacones cuando nevaba. Al principio te choca pero nunca tuve claro si lo hacían por coquetería o por sumisión al hombre. Chicos y chicas bromeaban con los escotes de ellas y para nada se sentían ofendidas. Ellas van orgullosas de su talla mayor de 100. Es más yo misma me sentí más a gusto llevando determinados escotes que en España implican miradas reprobatorias de tu madre y de todo el que se cruzara contigo.

    Luego está el tema del alcohol. En general se bebe para emborracharse, dejarse llevar y hacer todo lo que las normas de comportamiento cívico establecido no te permite. Y esto va para hombres y mujeres.

    Pero sí, en la película solo salen 4 mujeres. La primera novia, las asiáticas -una insoportable- y los ligues de las fiestas de fraternidades. Ninguna tiene un papel protagonista pero es cierto que en el mundo informático tampoco suele haber muchas mujeres y que esta basada en el libro y que los propios protagonistas han declarado que se han destacado cosas que en su momento no tuvieron importancia y al contrario. Quizás el problema sea de la industria cinematográfica no sabe hacer películas sin sacar mujeres objeto.

  • A ver si es que va a ser una peli… digo

Trackbacks & Pings

Escriba una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>